COALICIÓN MEXICANA FRENTE AL G-20

COALICIÓN MEXICANA FRENTE AL G-20

http://www.coaliciong20.org/

G-20Desde abril de 2011 un conjunto de organizaciones sociales mexicanas hemos analizado la crisis global y los desafíos del movimiento altermundista frente al llamado Grupo de los 20 (G-20), con los propósitos de compartir información relevante y estratégica, generar y compartir análisis críticos sobre la actual crisis y sus alternativas y finalmente para constituir iniciativas organizativas y de incidencia en torno a la agenda del G-20, particularmente durante el 2012, ya que en junio se llevará a cabo una cumbre de este grupo en Los Cabos, Baja California Sur, bajo la presidencia del gobierno mexicano.Producto de este proceso transparente, público, incluyente, horizontal y consensual, convocamos a todas las expresiones sociales y políticas a la constitución de la COALICIÓN MEXICANA FRENTE AL G-20

Cuyo propósito es encarar las amenazas globales y buscar junto con nuestros aliados internacionales, verdaderas soluciones de trasformación social. Las prioridades del gobierno calderonista como presidente de este grupo significan sólo, ajustes en el modelo que nos llevó a esta crisis.

No reconocemos la legitimidad del G-20, nadie los nombró democráticamente representantes de la humanidad o de los 195 países que habitan en este planeta. Sin embargo, somos conscientes que dicho grupo es de hecho un poder mundial y, por ello, la sociedad mexicana y mundial debe organizarse para hacer oír su voz también en este espacio. Buscaremos un verdadero diálogo con el G 20, ello implica discutir posturas y propuestas en un formato concertado y no unilateral.

Pensamos que:

No se puede enfrentar un problema manteniendo ideología y política de los centros financieros internacionales y las corporaciones multinacionales para reciclar la hegemonía de las políticas económicas de pensamiento que nos llevo a él.

No se trata sólo de que los países centrales vuelvan a crecer y estabilicen los mercados financieros, sino de garantizar la seguridad alimentaria de la humanidad con soberanía alimentaría de cada país.

No se trata de generar nuevos negocios “verdes” especulando en las bolsas de valores al comprar y vender las capacidades de la madre tierra o pacha mama de restablecer el equilibro y reconstruir la capacidad de nuestro planeta de sostener la vida, tomando el control de los bosques y la biodiversidad;

sino de cambiar el sistema para poder cambiar el clima. Con ajustes y fortalecimiento del sistema vigente, México seguirá bajo el agua en el sur y la peor sequía en el norte.

No es con ajustes draconianos para pagar deudas especulativas que salvan al sistema financiero pero llevan al desempleo a millones de trabajadores, como saldremos de esta crisis económica y política.

Consideramos:

Que el llamado Grupo de los 20 (G-20) es el instrumento privilegiado de los centros de poder internacionales para socavar el Sistema de Naciones Unidas y de las instituciones de membresía universal con el objetivo de sustraer de la comunidad internacional la discusión de los problemas globales y secuestrarlos para ser procesados en este foro “informal” donde se decide tan sólo por el 1% de la humanidad.

Que el G-20 ha tomado decisiones contrarias al 99% de la población y que con ello agrava la crisis mundial en perjuicio de los pueblos y l@s trabajador@s quienes tienen que pagar el rescate de los banqueros y los especuladores financieros.

Que el G-20 alienta la imposición de severos programas de estabilización y de ajuste estructural de consecuencias negativas para los derechos civiles, económicos, sociales, culturales y ambientales, como bien sabemos l@s mexican@s, que hemos padecido en los últimos treinta años este tipo de programas bajo la tutela del Fondo Monetario Internacional, Banco Mundial y otras instituciones financieras internacionales.

Que el G-20 pretende, bajo el eufemismo de inclusión financiera, forzar la bancarización de los recursos públicos destinados a la reducción de la pobreza, convertir en créditos bancarios los apoyos públicos a la educación, facilitar negocios privados de salud en detrimento de los servicios públicos, convertir en negocio privado las pensiones de los trabajador@s como se ha hecho en muchos países.

Que el G-20 apoya la especulación y financiarización de los alimentos en lugar de garantizar el derecho a la alimentación, la autosuficiencia y la soberanía alimentaria.

Que el G-20 refuerza la lógica del neoliberalismo del “libre comercio” sin reparar en los efectos devastadores sobre los derechos civiles, económicos, sociales, culturales y ambientales, como atestiguamos l@s mexican@s y que se ha sustentado en múltiples evaluaciones de los efectos del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Que el G-20 obsesivamente promueve el crecimiento sin límites, ahora llamado crecimiento verde, lo que atenta no sólo contra el derecho al medio ambiente sano y a los recursos comunes de los pueblos, también contra los derechos de la madre tierra, la sustentabilidad del planeta y con ello la existencia misma de la humanidad lo que generaría una situación adversa para lograr acuerdos convenientes en la Conferencia de Naciones Unidas sobre Desarrollo Sustentable Río +20 y de la COP. Es a través del buen vivir como se deben de ajustar las necesidades humanas con los derechos de la Madre Tierra y no a través de las llamadas economías verdes que siguen ceñidas al paradigma del crecimiento ilimitado y que están más orientadas a generar ganancias en el sector financiero especulativo que a resolver el calentamiento global del planeta.

Que el G-20 habla de gobernanza global, pero se niega a controlar y regular al sector financiero cuya ambición de ganancias sin límites ha provocado la actual crisis. Esta gobernanza debe ser orientada a garantizar los derechos y bienestar de los pueblos y no simplemente a estabilizar el sistema actual y las ganancias de un puñado de grupos poderosos. Esta gobernanza no debe cancelar la libre autodeterminación de los pueblos, ni criminalizar a la oposición y a la protesta social, ni mucho menos aumentando la situación y los índices de violencia. Un doloroso ejemplo de lo anterior, son los al menos cincuenta mil muertos reconocidos, y los más de 10 mil desaparecidos a causa de la estrategia militarista del gobierno calderonista, en los últimos 5 años.

Proponemos:

Una nueva arquitectura financiera internacional que elimine la actividad especulativa y el actual sistema usurero internacional. Un sistema financiero al servicio de la economía real y los intereses de los pueblos. Nos oponemos a la financiarización de las materias primas, de los alimentos y de la biodiversidad que es éticamente deplorable frente al hambre de millones de personas y la quiebra de millones de productores campesinos. Nuestra consigna es ¡Primero los Pueblos, no las finanzas!.

Encarar las crisis actuales con medidas que generen empleos productivos, con respeto a los derechos humanos laborales, incluida la libertad y autonomía sindical, bajo estándares de la Organización Internacional del Trabajo y mejoras salariales; que articulen y consoliden los mercados internos y regionales; que conduzcan a un desarrollo socio-económico justo, digno y sustentable con la activa participación de l@s trabajador@s y de los pueblos y no con ajustes recesivos y canceladores de derechos de los que no son causantes de la crisis, sino sus víctimas

Enfrentar la crisis alimentaria y climática con un nuevo modelo agrícola orientado a garantizar la seguridad y soberanía alimentaria, libre de transgénicos, que privilegia la producción campesina y, en los lugares que aún es posible, orgánica.

Visibilizar el papel de las mujeres en la esfera económica y política y denunciar los mecanismos perversos del sistema socio-económico a través de las cuales se ha confinado a las mujeres a las tareas domésticas y del cuidado, sustento de las políticas del G20.

Impulsar desde el enfoque de género, el reconocimiento y valor del trabajo remunerado y no remunerado de las mujeres y su rol en la toma de decisiones. Detener la feminización de la pobreza y sus consecuencias sobre la vida y la seguridad de las mujeres.

Eliminar los paraísos fiscales y los capitales golondrinos, por ello apoyamos las iniciativas para “gravar al sector financiero, incluyendo un impuesto a las transacciones financieras para crear un fondo social para el desarrollo” y propugnamos por una reforma fiscal con equidad y transparencia.

Proponemos recuperar la soberanía para definir nuestras propias políticas económicas, financieras, cambiarias y lo haremos con responsabilidad y solidaridad internacional, exigiendo nuestra propia representatividad en el campo político.

Realizaremos:

• Un amplio proceso de socialización y discusión a lo largo y ancho del país con talleres, seminarios populares y material de difusión sobre las causas de la actual crisis y la búsqueda de verdaderas soluciones.

• Diversos seminarios y foros internacionales de discusión para seguir profundizando en las propuestas de nuevos modelos económicos orientados al buen vivir y no al crecimiento sin límite buscando soluciones a la crisis global para el 99% de la población y no sólo para el 1%

de los especuladores.

• Iremos ampliando esta coalición mexicana y nuestros aliados internacionales, convergiendo en el amplio movimiento mundial por otro mundo posible urgente y viable.

• Nos manifestaremos en la capital del país y en Baja California Sur por nuestras demandas y propuestas.

• Lucharemos por información amplia y suficiente sobre el proceso de discusión en el G 20 y por instaurar un verdadero diálogo, antes y durante la cumbre, con el gobierno mexicano y los gobiernos del G-20, en un formato adecuado y concertado y que incluya la discusión de posiciones.

Exigimos al gobierno mexicano y al G 20:

Discutir un formato adecuado para un verdadero diálogo plural y democrático que incluye discutir posturas y propuestas y no sólo información unilateral. Un formato que asuma la diversidad de la sociedad mexicana y mundial y no falsas representaciones que pretenden homogenizar la diversidad.

Nadie representa a todos, hay que oír y discutir con todos. Los gobiernos no deben determinar quienes son los actores llamados a dialogar.

Proporcionar toda la información solicitada por los canales legales de la ley de trasparencia y que a la fecha ha sido negada.

Garantizar el derecho a la manifestación y cesar la política intolerante ante las protestas y luchas pacificas de amplios sectores de la población a lo largo y ancho del país, de l@s trabajador@s, de l@s campesin@s, de los pueblos y comunidades que resisten la depredación de megaproyectos y de la industria extractiva, de las mujeres discriminadas y víctimas de violencia, de los defensores de derechos humanos y de las víctimas de la violencia asociada a la guerra contra el crimen organizado que se consideran irónicamente daños colaterales de dicha absurda guerra.

Invitamos:

A los ciudadanos, ciudadanas, trabajador@s, campesin@s, a los indígenas y pueblos originarios, a las organizaciones de mujeres, a los pequeños y grandes empresari@s mexicanos a unirse a esta coalición mexicana y ampliar y fortalecer las alianzas internacionales.

A pronunciarse por el fortalecimiento del Sistema de Naciones Unidas, constituido por 195 naciones, en la cual incluimos al Estado del heroico pueblo Palestino y por la soberanía de las naciones. La ONU como sistema de membresía universal debe ser democratizado y ser garante de la gobernabilidad y la paz global; ser el espacio en donde se debatan los asuntos mundiales para impedir que éstos sean secuestrados por grupos informales de naciones poderosas y ricas.

A unirnos a las voces del movimiento Ocupa Wall Street y los indignados del resto del mundo y con ello a las demandas del “99 por ciento” contra los intolerables privilegios que se confieren al “uno por ciento”.

Atentamente


Agua, Vida y Trabajo, A.C., Asociación Latinoamericana de Pequeños y Medianos Empresarios (ALAMPYME), Alianza Cívica Querétaro, Alianza Cooperativista Nacional (ALCONA), Alianza Democrática de Organizaciones Civiles (ADOC), Asociación Mexicana de Mujeres Líderes Microempresarias (AMMULIMI, A.C), Asociación de Mujeres Operarias en Movimiento, Asociación Nacional de Empresas Comercializadoras de Productores del Campo, A.C. (ANEC), Bia ́lii, Asesoría e Investigación, A.C, Bionero, A.C., Centro de Asesoría y Desarrollo entre Mujeres A.C, Centro Interdisciplinario de Derechos Humanos (Oaxaca), Centro de Investigación Laboral y Asesoría Sindical (CILAS), Centro de Promoción y Educación Profesional, Vasco de Quiroga, A.C, Colectivo Mexicano de Comunidades Afectadas por el Cambio Climático, COMEXIC, Colectivo Reivindicación Visual, Coordinación Interregional Feminista Rural “Comaletzin, A.C.”, COMCAUSA, A.C., Comité Nacional de Estudios de Energía de Tabasco (CNEE), Comunidad en Movimiento, A.C., Comunidad Teológica de México, Centro Operacional de Vivienda y Poblamiento (COPEVI), Coalición Rural México; Espacio Ecosol México, Cooperativa La Sabrosa Tradición, CNPA-MN, Convergencia de Organismos Civiles, A.C., DECA, Equipo Pueblo, El Barzón-Jurídico, Democracia Directa, Movimiento de Transformación Social (MTS), El Malacate, A.C., Espacio Comunitario “Ricardo Flores Magón”, FIAN México, Frente Auténtico del Trabajo (FAT), Frente
Democrático Campesino de Chihuahua, Frente Popular del Valle de México, Frente Sindical Mexicano, Fronteras Comunes, Maíz Mixteca, Medio Ambiente y Sociedad, A.C., Mexicanas y Mexicanos Contra la Desigualdad, GCAP- México, Movimiento de Iglesias por la Paz, Movimiento Cristiano por la Paz, Movimiento de Liberación Nacional, Grupo Universitario de Trabajo sobre el G-20, Grupo Tacuba, Otros Mundos-Chiapas, Patronato de Apoyo a la Madre Sola y al Anciano, A.C., Programa de Derechos Humanos de la UACM, Procesos Integrales para la Autogestión de Pueblos, A.C. (PIAP), Red Nacional Género y Economía (REDGE), Red Mexicana de Acción frente al Libre Comercio (RMALC), Red Mexicana de Afectados por la Minería (REMA), Revista Pueblo Unido, Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), Seminario Permanente de Estudios Chicanos y de Fronteras, Sociedad Organizada en Lucha (SOL), Unión de Colonias Populares (UCP), Unión Popular Valle Gómez, A.C, Unión de Representantes y Ciudadanos “Voces Unidas”, A.C., VANETICA, Unión Nacional de Técnicos y Profesionistas Petroleros, Centro Regional para la Educación y Organización, A.C -CREO A.C -Santiago Tuxtla, Ver, 2. Frente Cívico Netzahualcoyotl A.C. – Estado de México, Unión Campesina Democrática UCD – Tlaxcala y Puebla, CEMIF: Morelia, Michoacán, Centro de Apoyo para el Movimiento Popular de Occidente A.C. –Jalisco, Desarrollo, Democracia y Género – Sonora, Comisión Diocesana por la Dignidad de la Mujer -
Nuevo Laredo, Tamaulipas, CIDEM, AC.- Jalapa, Veracruz, Desarrollo Autogestionario, A.C.- Huatusco, Veracruz, Mujeres Organizadas en Pie de Lucha A.C –MOPLAC, A.C.- Edo. De México, Musas –Tabasco, Red Nacional de Mujeres Radialistas -Jalapa, Veracruz, Alianza para la Democracia AC.“ALDEMO” –Sonora, Movimiento Democrático Nuevo Sindicalismo, Centro de Apoyo Solidario, Documentación y Estudio, A.C. CASDE – Mérida, Yucatán, Artemisas por la Equidad, A.C.- Monterrey, Nuevo León, Centro de Servicios Múltiples – Monterrey. N. L., Mujeres sindicalistas del STUNAM, Mujeres Lideres por la Equidad y una Vida Libre de Violencia, Mujeres por México en Chihuahua, A.C., Alianza Feminista de Nuevo León, Mujeres en Acción Solidaria (MAS), Mujeres en Lucha por la Democracia- Mérida, Yucatán, Programa Interdisciplinario de Investigación y Acción Feminista A.C.- PIIAF AC- Morelos, Servicios Integrales para Mujeres Emprendedoras, A.C. -SIEMBRA,A.C, Colectiva Feminista Binacional – Tijuana Baja California, Vicepresidencia de Equidad y Género de la Unión Nacional de Trabajadores, Asociación Internacional de Apoyo a la Mujer, A.C. (ASINAIM) – Nayarit, Mujeres Trabajadoras Unidas (MUTUAC), La Quijota A.C., Mujeres para el Diálogo A.C., Enlace Comunicación y Capacitación A.C. y Dip. Alejandro Encinas Rodríguez, Cámara de Diputados. Etnoecología, A.C. Víctor M. Toledo, CIECO, Morelia. UNAM Miguel Angel Leal Jiménez, Alianza por un Planeta Verde, A.C. La Paz. Baja California, Sur. Unión Nacional de Trabajadores, UNT. “Resistencia Sudcaliforniana”, Resistencia Civil Pacífica, Baja California, Sur.